10.2.12

Rosas negras










Las más elementales mentiras
decoraban como rosas negras
un diálogo tan intenso como infecundo,
el intento de comunicarse entre ambos,
la forma socavada de llegar a un destino
el que desdibujado irremediablemente se perdía.
Como dos exhaustos perros
ninguno soltaba el magro hueso
la concordia cada vez más se alejaba
quedando expuestos a un adiós
que olía a miedo inmanejable
y a  la muerte segura del amor.

5 comentarios:

Josefa dijo...

Que bonita y triste poesía.

Se te extraña por el blog de Josefa.
Besos con todo cariño.

Mónica Alvarez Lama dijo...

Hola Josefa:

gracias por tu visita.Te visitaré.

Abrazos

Mis Daisy dijo...

HOLA MONICA,MUY LINDO POEMA, PERO TE INVITO A MI BLOG,PARA SALIR UN POQUITO DE VISITAS....QUIZAS TE PROVOQUE ALGUNA RISA!!!!.TE ESTOY ESPERANDO.
UN GRAN ABRAZO.
PD:(tenemos casi la misma edad con algunas horas de diferencia,(jiji),que mas da es igual!!!!

RosaMaría dijo...

Qué fuertes y bien expresados versos. Besos.

Francisca Quintana Vega dijo...

Crudo y real..como es, a veces, la vida.
Muy bien descrita una situación muy frecuente, por desgracia. Un saludo